[/fusion_text]

krivan_web

Salida a Kriváň 2494 msnm.

A Kriváň podemos subir de dos lugares: de Tri studničky (Tres pozos) o de Štrbské Pleso cerca de Jamské pleso. Nosotros elegirémos la primera opción, subirémos de Tri studničky. La escalada es bastante difícil, dura todo el día, pero también es una de las más bonitas en Eslovaquia. Kriváň es evidentemente el monte más fotogénico y es considerado el símbolo de Eslovaquia. Cuando consiguen subir al pico de este monte tan bonito se quedarán boquiabiertos de tanta belleza. Podrán ver los Altos Tatras enteros desde un altura de casi 2500 metros. Los valles de casi un kilómetro de profundidad y encima de ellos unas paredes insuperables de los picos agudos. Toda esta escenografía está decorada además con unos ojos verdes cristalinos de los lagos de los Tatras, yo los vi seis desde el macizo montañoso. En el lado opuesto, al oeste, vemos los pintorescos Tatras Occidentales y al sur, detrás de un gran valle llamado Liptovská kotlina (Valle Liptovska) observamos la cresta entera de unos 97 kilómetros de los Tatras Bajos, detrás de la cual se esconde un estratovolcán extinto.

El punto de partida, Tri studničky (Tres pozos) se encuentran a una altitud de 1140 metros, por lo que tendrñemos que atravesar unos 1354 metros de altura y 6km de la ruta. La fase final desde la bifurcación debajo del Kriváň es la más difícil y andarémos unos 900 metros y escalarémos mínimo 1 hora. Es muy importante el calzado que tiene que cumplir todos los criterios y resistir a los fenómenos del tiempo y si hay probabilidad de que nieva y hiela ni siquiera intentar escalar al pico mismo del Kriváň y tampoco volver del la parte superior de la Cuenca de Gran Kriváň en la bifurcación con la ruta azul, por la que vienen los turistas del lago Jamské.

Tampoco, en el caso de mal tiempo, nos lo recomienda el rescate de montaña. Kriváň es difícil de superar por la parte del pico; hay que ir por la zona rocosa donde no hay ganchos, escaleras ni tampoco cadenas. Les recomiendo tener bastones y es necesario llevar bastante bebida, porque de Tres pozos llegarémos al agua sólo en la cuenca de Kriváň. El camino de Tres pozos va por la ruta verde sobre el valle Kôprová cerca de un bunker montonero en un bosque, en muchos lugares ya tórrido ´´gracias´´ a escarabajos de la cortez, pero parece que el bosque podría recuperarse, porque la serba que ya casi más alta que un hombre adulto y debajo de los pinos caídos hay un montón de pequeñas semillas, arándanos… Cerca de Grúnik saldrémos a la zona de pino enano por la Nižná Priehyba y Krivánska kopa (1773 msnm).

Por la Cuenca grande (Veľký žľab) llegarémos a Vyšná priehyba, desde donde hay una vista espectacular a las infranqueables y arduas paredes y codos del Kriváň que ´´caen´´ casi hasta el fondo del valle Kôprová. Desde allí está sólo un paso hasta la bifurcación del Kriváň desde donde seguiremos por la ruta azul. Luego el terreno será bastante más difícil, rocoso y a menudo nos tendrémos que ayudar con las manos. Subirémos a Pequeño Kriváň (2335 msnm) y por la Espalda de Pablo hasta la cima del Gran Kriváň encima del Lago verde. La cima del Kriváň está decorada con una dobre cruz.

Después de descansar, dar a mano y admiración de la belleza que hay alrededor, podemos volver lentamente  por el mismo camino. Realmente será lentamente porque no hay cadenas a las que agarrarse y algunas rocas son lisas como el cristal. De la bifurcación de Kriváň podemos volver por la ruta verde, por el mismo camino hacia tres pozos o seguir por la azul por la Espalda de Pablo hacia el Lago Jamské (1:45 hasta 2:00 horas). Este lago se encuentra ya en la zona cubierta de cembros.

Desde el Lago Jambské seguirémos por Tatranská magistrála (ruta roja). Nuestra ruta azul en menos de 10 minutos gira a la derecha hasta Biely Váh, parada de autobuses (45min). Es la vuelta más corta. Esta ruta está mostrada en los perfiles de altitud de GPS, que fue creada por los miembros del Grupo de montañeros de Vetusta de Oviedo durante su estanciaen los Tatras.

Los turistas occidentales están acostumbrados a usar la navigación GPS. En Eslovaquia las rutas están perfectamente marcadas, por lo que los GPS no hacen falta – junto con República Checa nuestros senderos están mejor marcados de toda Europa. Si nuestro destino es Štrbské Pleso, seguimos por la ruta roja, por el camino casi plano en 60min llegamos al pintoresco Lago Štrbské (desde el Lago Jamské)

La excursión en marcha lenta con descanso dura 5 horas y la vuelta dura 3 horas y media si hace un tiempo ideal.

Map:

Zväčšiť mapu

krivan_web

Salida a Kriváň 2494 msnm.

A Kriváň podemos subir de dos lugares: de Tri studničky (Tres pozos) o de Štrbské Pleso cerca de Jamské pleso. Nosotros elegirémos la primera opción, subirémos de Tri studničky. La escalada es bastante difícil, dura todo el día, pero también es una de las más bonitas en Eslovaquia. Kriváň es evidentemente el monte más fotogénico y es considerado el símbolo de Eslovaquia. Cuando consiguen subir al pico de este monte tan bonito se quedarán boquiabiertos de tanta belleza. Podrán ver los Altos Tatras enteros desde un altura de casi 2500 metros. Los valles de casi un kilómetro de profundidad y encima de ellos unas paredes insuperables de los picos agudos. Toda esta escenografía está decorada además con unos ojos verdes cristalinos de los lagos de los Tatras, yo los vi seis desde el macizo montañoso. En el lado opuesto, al oeste, vemos los pintorescos Tatras Occidentales y al sur, detrás de un gran valle llamado Liptovská kotlina (Valle Liptovska) observamos la cresta entera de unos 97 kilómetros de los Tatras Bajos, detrás de la cual se esconde un estratovolcán extinto.

El punto de partida, Tri studničky (Tres pozos) se encuentran a una altitud de 1140 metros, por lo que tendrñemos que atravesar unos 1354 metros de altura y 6km de la ruta. La fase final desde la bifurcación debajo del Kriváň es la más difícil y andarémos unos 900 metros y escalarémos mínimo 1 hora. Es muy importante el calzado que tiene que cumplir todos los criterios y resistir a los fenómenos del tiempo y si hay probabilidad de que nieva y hiela ni siquiera intentar escalar al pico mismo del Kriváň y tampoco volver del la parte superior de la Cuenca de Gran Kriváň en la bifurcación con la ruta azul, por la que vienen los turistas del lago Jamské.

Tampoco, en el caso de mal tiempo, nos lo recomienda el rescate de montaña. Kriváň es difícil de superar por la parte del pico; hay que ir por la zona rocosa donde no hay ganchos, escaleras ni tampoco cadenas. Les recomiendo tener bastones y es necesario llevar bastante bebida, porque de Tres pozos llegarémos al agua sólo en la cuenca de Kriváň. El camino de Tres pozos va por la ruta verde sobre el valle Kôprová cerca de un bunker montonero en un bosque, en muchos lugares ya tórrido ´´gracias´´ a escarabajos de la cortez, pero parece que el bosque podría recuperarse, porque la serba que ya casi más alta que un hombre adulto y debajo de los pinos caídos hay un montón de pequeñas semillas, arándanos… Cerca de Grúnik saldrémos a la zona de pino enano por la Nižná Priehyba y Krivánska kopa (1773 msnm).

Por la Cuenca grande (Veľký žľab) llegarémos a Vyšná priehyba, desde donde hay una vista espectacular a las infranqueables y arduas paredes y codos del Kriváň que ´´caen´´ casi hasta el fondo del valle Kôprová. Desde allí está sólo un paso hasta la bifurcación del Kriváň desde donde seguiremos por la ruta azul. Luego el terreno será bastante más difícil, rocoso y a menudo nos tendrémos que ayudar con las manos. Subirémos a Pequeño Kriváň (2335 msnm) y por la Espalda de Pablo hasta la cima del Gran Kriváň encima del Lago verde. La cima del Kriváň está decorada con una dobre cruz.

Después de descansar, dar a mano y admiración de la belleza que hay alrededor, podemos volver lentamente  por el mismo camino. Realmente será lentamente porque no hay cadenas a las que agarrarse y algunas rocas son lisas como el cristal. De la bifurcación de Kriváň podemos volver por la ruta verde, por el mismo camino hacia tres pozos o seguir por la azul por la Espalda de Pablo hacia el Lago Jamské (1:45 hasta 2:00 horas). Este lago se encuentra ya en la zona cubierta de cembros.

Desde el Lago Jambské seguirémos por Tatranská magistrála (ruta roja). Nuestra ruta azul en menos de 10 minutos gira a la derecha hasta Biely Váh, parada de autobuses (45min). Es la vuelta más corta. Esta ruta está mostrada en los perfiles de altitud de GPS, que fue creada por los miembros del Grupo de montañeros de Vetusta de Oviedo durante su estanciaen los Tatras.

Los turistas occidentales están acostumbrados a usar la navigación GPS. En Eslovaquia las rutas están perfectamente marcadas, por lo que los GPS no hacen falta – junto con República Checa nuestros senderos están mejor marcados de toda Europa. Si nuestro destino es Štrbské Pleso, seguimos por la ruta roja, por el camino casi plano en 60min llegamos al pintoresco Lago Štrbské (desde el Lago Jamské)

La excursión en marcha lenta con descanso dura 5 horas y la vuelta dura 3 horas y media si hace un tiempo ideal. El guía les transportará al lugar de partida, les guiará en el terreno montañoso + proporcionará el seguro de accidentes.

Map:

Zväčšiť mapu