Strbske-Pleso_uvod

Štrbské Pleso/Mlynická dolina/Bystrá lávka/Furkotská dolina

El circuito, que es bastante física y técnicamente exigente, pasa por dos hermosos valles glaciares a lo largo de una cascada más hermosa de los Tatras, la cascada Skok en el Valle de Mlynická.

El punto de partida es un pueblo de los Tatras llamado Štrbské Pleso, que es el mayor centro de turismo en los Altos Tatras. Desde el lago nos dirigirémos por la ruta marcada con la marca amarilla, a través de la zona deportiva, bajo el trampolín y la inferior estación del teleférico, que conduce al Solisko. El camino es confortable y pasa por el bosque, poco a poco por la zona matorral, mezclada con pinos alpinos – pino cembro. En menos de una hora y media estarémos en un masivo y rocoso umbral, por el que pasa la cascada Skok. La cascada es imponente, sobre todo en los altos flujos, cómo fue a principios de este verano cuando estaba lloviendo casi cada día durante dos semanas. La cascada cae casi en línea recta a través de los enormes bloques de piedra. Como las rocas están bastante lisas y resbaladizas, a lo largo de la cascada subirémos por un camino arrancándonos a cadenas. Cuando estémos en el lago Pleso nad Skokom, a 1801 msnm, paramos un rato y después podemos seguir yendo por el pintoresco Valle de Mlynická. Delante de nosotros a la derecha verémos el codo Bašta con el pico más alto llamado Satan (Satanás) – 2421 msnm, y a la izquierda tendrémos la cresta Solisko por la que pasarémos. El camino va por otros más umbrales rocosos a la inzquierda a lo largo de los Lagos de Kozie y el Lago de Capie, desde el cual el camino gira bruscamente a la izquierda hasta el Collado de Bystrá Lávka, al que subirémos desde la cascada de Skok en 2 horas. Al subir al collado se nos abrirán unas hermosas vistas al valle al Lago de Capie y al de Okrúhle, que hasta a mediados de julio está en parte cubierto de hielo. Encima de los lagos se halla un majestuoso Pico de Štrbský (2381 msnm), además podemos ver Vysoká (2560 msnm). Después de subir al collado de Bystrá Lávka a 2300 msnm, verémos el codo del Kriváň del no tradicional lado oriental pero también igualmente muy atractivo y fotogénico. Se puede subir al collado también por el otro lado, pero el camino es más difícil y en caso de nieve de verano también muy peligroso. Aunque el collado está asegurado con cadenas, la roca se desmenuza bajo las pies y tenemos que tener mucho cuidado al subir. Para llegar al Lago de Vyšné Wahlenbergove a 2157 msnm tendrémos que bajar por una empinada pendiente. Este lago es el segundo lago más alto en los Altos Tatras después del Lago de Modré (2189 msnm). A la derecha del Lago de Wahlenbergove está el Pico de Furkotský y Ostrá con Kozí Chrbát, que son realmente agudos y encima del valle crean una imponente muralla, infranqueable a gente común. Entre las enormes rocas bajarémos al Lago de Nižné Wahlenbergove siempre entre rocas hasta el Valle de Furkotská. Aquí el camino se hace más suave y en la bifurcación de las rutas azul y amarilla estamos en dos horas. La amarilla sigue por el valle, nosotros girarémos a la izquierda subiendo un poco hacia la estación superior de la telesilla en el refugio Pod Skaliskom. Es un refugio hallado en un lugar con una vista hermosa hacia el valle de Štrbské Pleso y hacia el final del valle de Liptovská. Las vistas son realmente fantásticas. Nos podemos sentar en la terraza delante del refugio o dentro del refugio que tiene un interior muy interesante. El lugar es muy frecuentado y mucha gente lo elige como el objetivo de la excursión en teleférico de Štrbské Pleso a Solisko. Desde el refugio es posible subir a Predné Solisko por la ruta roja (aprox. 1 hora, al volver solo media hora). Del Solisko bajarémos por la ruta azul debajo del teleférico hasta el Štrbské Pleso en 20 minutos, si queremos ahorrarnos las rodillas podemos bajar en teleférico en 10 minutos y pasear alrededor del pintoresco Štrbské pleso que es bastante grande con muchos mágicos rincones.
La ruta entera tiene 12.4 km de longitud y es difícl, con 1018 metros de desnivel.

Las fotos y el pérfil GPS de la ruta proporcionó el club Grupo Montañero Vetusta de Oviedo.